Quintillas.

Por Sevilla siempre

Nuestros sones para ti,
la que nos viste nacer,
Rosa del Guadalquivir
nos enseñaste a vivir
con cornetas nuestra fe.
-
La Rosa del Arenal

Cuánto perfuma su aroma
en su estampa maternal,
cuando a la calle se asoma
y en su regazo a Dios toma
la Rosa del Arenal.
-
Sed la Salvación mía

Cuando nos falta salud
pedimos tu comprensión,
y esta marcha es gratitud
a aquella solicitud
pidiendo tu salvación.
-
Medea

Melodías aflamencadas
que de Sanlucar llegaron,
y en cornetas afinadas
se posaron engarzadas
y en Sevilla se quedaron.
-
Divina Misericordia

Sones de un Sol de sabores
en atardeceres largos,
cuando un Varón de Dolores
sobre un canasto de flores
vence su martirio amargo
-
Melodías de La O

Cuando el celeste del cielo
con el raso se juntaba,
un Nazareno Trianero
con andares altaneros
hacia Sevilla cruzaba.
-
Anabasis

Exaltación de una Cruz
centrada en un sol de ocaso,
que desparrama su luz
envolviendo en plenitud
los resplandores del paso.
-
Esperanza de un barrio

Desde un Cerro de pasiones
un barrio pone esperanza,
y un Martes de devociones
se desata en emociones
en su peculiar andanza.
-
Hosanna

Rampa de un Domingo eterno
durante un año soñado,
por donde acaba el invierno
y a hombros infantes tiernos
ven a un Jesús aclamado.
-
Aguas de Guadalupe

Las Aguas de tu costado
bendicen un Arco en celos,
que se siente afortunado
esperando enamorado
a la Reina de los Cielos.